Vídeo de la semana

Curiosidades sobre Ana Bolena que quizá no conocías

Ana Bolena es la esposa más famosa de Enrique VIII, que fue ejecutada por en 1536 después de haber sido acusada de adulterio e incesto.

Madre de la reina Isabel I, Ana Bolena era una mujer fuerte que se salía con la suya en un mundo dominado por los hombres. Enrique VIII se separó de la Iglesia Católica para casarse con ella, provocando uno de los eventos más llamativos de la historia europea.

He aquí unas cuantas curiosidades que quizá no sabías sobre ella:

 


Pasó sus años de formación en Francia y Bélgica

Nació a principios del siglo XVI (posiblemente en 1501 o 1507), y era hija de un diplomático inglés. Cuando era niña, se fue al extranjero a estudiar en la corte de Margarita de Austria, ubicada en la actual Bélgica, y luego continuó su educación como miembro de la elegante casa de María Tudor en París. A su regreso, dominaba el francés a la perfección y también se comportaba como una parisina.

 


Su familia estaba profundamente inmersa en la política de la corte Tudor


El tío de Ana era el duque de Norfolk, uno de los grandes nobles. Su tío y su padre eran ambos Caballeros de la Jarretera y soldados capaces. María Bolena, la hermana de Ana, fue la amante de Enrique VIII desde 1520 aproximadamente, e incluso hubo rumores de que su madre, Isabel Howard, también había compartido la cama de Enrique. Los Bolena no tenían reparos en utilizar a sus hijas para promover sus aspiraciones políticas.

 


Casi se casa con su primo irlandés, James Butler

Ana regresó de Francia a principios de 1522 con objeto de casarse con su primo, James Butler, noveno conde de Ormond. Tanto su padre, tomás Bolena, como el padre de James, Piers, reclamaron el condado de Ormond, que había pertenecido a su bisabuelo. Para resolver este conflicto, sugirieron al rey que la disputa se resolviera mediante un matrimonio entre Ana y James. Sin embargo, los Bolena no se mostraron entusiasmados y la propuesta finalmente fue abandonada.

 

Estaba embarazada el día de su coronación

El matrimonio del rey Enrique VIII con su primera esposa, Catalina de Aragón, fue anulado el 23 de mayo de 1533. El rey llevaba cortejando a Ana Bolena durante años; de hecho, muchas de sus cartas de amor han sobrevivido a día de hoy. A medida que crecía el enamoramiento del rey, también lo hacía su deseo de un heredero varón sano, que Catalina nunca le dio. Finalmente tras la anulación del matrimonio de la mano del arzobispo de Canterbury, Bolena fue coronada reina el 1 de junio de 1533. Y su primer hijo, la princesa Isabel, nació poco más de tres meses después, evidenciando que estaba de avanzado estado de gestión en su coronación.

 


Tenía un encanto fuera de lo normal

¿Era una mujer hermosa? Lo que sí está claro es que era llamativa y elegante: alta, morena y sofisticada, con todo el encanto de una mujer joven criada en la corte francesa. Una mujer ingeniosa y de voluntad fuerte, todas estas cualidades quedaron palpables en la corte. Surgieron leyendas de que Ana tenía seis dedos o una gran roncha en la garganta, ambos signos de su asociación con el diablo según las supersticiones populares, pero no hay evidencia de que alguna de estas cosas fuera cierta.

 

 

Sarah Romero

Sarah Romero

Periodista especializada en ciencia y nuevas tecnologías. Soy redactora de contenidos web en la revista Muy Interesante y Muy Historia. Puedes contactar conmigo a través del correo ladymoon@gmail.com

Continúa leyendo