Vídeo de la semana

Reconstruyen los rostros de tres momias egipcias

La reconstrucción es fabulosa. Un artista forense creó sus rostros en 3D basándose en datos genéticos.

rostros-momias
Parabon NanoLabs

Es la primera vez que se utiliza una técnica de este tipo en el ADN humano de esa época, pues estos tres hombres del antiguo Egipto vivieron hace 2.797 años y ahora, sus rostros se han reconstruido utilizando datos genéticos extraídos de sus restos momificados.

Los tres hombres procedían de de Abusir el-Meleq, una antigua ciudad en una llanura aluvial al sur de El Cairo, y se estima que fueron enterrados entre el 780 a. C. y el 5 d. C.

Científicos del Instituto Max Planck para la Ciencia de la Historia Humana en Tübingen, Alemania secuenciaron su ADN en 2017 y gracias a esta restauración de su genoma, un equipo de investigadores de Parabon NanoLabs, una empresa estadounidense de tecnología de ADN, ha creado modelos 3D de las caras de las momias con la ayuda de un proceso conocido como fenotipado forense de ADN.


Esta técnica emplea el análisis genético para predecir la ascendencia genética, el color del cabello, el color de los ojos, el color de la piel, las pecas y la silueta de la cara, sin importar el origen étnico del sujeto. De hecho, es la misma tecnología que emplean muchos departamentos de policía del mundo para generar reconstrucciones a la hora de identificar restos. Aunque nunca se había hecho en sujetos tan antiguos.


"Este es el primer fenotipado de ADN completo del ADN humano de esta época", dijo un representante de Parabon en un comunicado. La compañía reveló el rostro de la momia en el 32º Simposio Internacional sobre Identificación Humana celebrado el pasado el 15 de septiembre en Orlando, Florida.

Descubrieron que estos hombres del antiguo Egipto tenían la piel de color marrón claro y los ojos y el cabello oscuros. En general, su apariencia era más parecida a la de los humanos modernos del Mediterráneo y Oriente Medio que a la de los egipcios modernos.

 

Debido a que las muestras de ADN eran tan antiguas, faltaba información genética clave o estaba dañada, por lo que los investigadores tuvieron que hacer algunas predicciones para llenar estos huecos vacíos, como la información genética asociada con el color de ojos y el color del cabello.


"Es genial ver cómo la secuenciación del genoma y la bioinformática avanzada se pueden aplicar a muestras de ADN antiguas", comenta Ellen Greytak, directora de bioinformática de Parabon.


Los expertos encontraron que los tres hombres egipcios, que pertenecían a una antigua comunidad del Nilo y se estima que vivieron hace entre 2.023 y 2.797 años, tenían la piel de color marrón claro con ojos y cabello oscuros. También generaron mallas en 3D de los rasgos faciales de las momias y utilizaron mapas de calor para resaltar las diferencias entre el trío masculino para que pudieran refinar los detalles de cada individuo.


"Estas técnicas están revolucionando el análisis de ADN antiguo", continúa Greytak.

El yacimiento del que fueron extraídos estos restos momificados se encuentra en el río Nilo, un lugar habitado desde el 3250 a. C. hasta el 700 d. C. Allí encontraron 151 individuos momificados, enterrados entre 1380 a. C. y 425 d. C.

 

 

 

Referencia:

Parabon® Recreates Egyptian Mummy Faces from Ancient DNA

New Snapshot® methods for low-coverage sequencing bring hidden data to life

Parabon Nanolabs
https://parabon-nanolabs.com/news-events/2021/09/parabon-recreates-egyptian-mummy-faces-from-ancient-dna.html

Sarah Romero

Sarah Romero

Periodista especializada en ciencia y nuevas tecnologías. Soy redactora de contenidos web en la revista Muy Interesante y Muy Historia. Puedes contactar conmigo a través del correo ladymoon@gmail.com

Continúa leyendo