Bram Stoker publica su novela ‘Drácula’

Drácula
Primera edición de 'Drácula', de Bram Stoker. Imagen: British Library.

El 26 de mayo de 1897, el autor irlandés Abraham Stoker publicó en Londres la primera edición de su novela más conocida, Drácula. La obra de Stoker es un icono de la novela gótica y de terror y se considera el origen del vampiro moderno.

Ese mismo año el artista Philip Burne-Jones presentó su cuadro El vampiro, que creó gran revuelo debido a las claras alusiones a la sexualidad de la escena con una vampiresa semidesnuda sobre el cuerpo postrado de un hombre. Rudyard Kipling y Florence Marryat publicaron un poema y una novela, respectivamente, que también se centraban en estos no muertos que se alimentan de sangre. Con todo, la obra de Bram Stoker consiguió destacar sobre las demás debido en parte a su particular estilo epistolar por el que conocíamos la historia de Drácula, Jonathan Harker y su prometida Mina a través de cartas y diarios. Stoker era un gran aficionado al mundo del misticismo y utilizó las leyendas medievales sobre los vampiros y la historia de Vlad Tepes, príncipe de Valaquia que vivió en el siglo XV y era conocido por su afición de empalar a los enemigos. Muchos expertos consideran que, además de los elementos de aventuras y terror, Bram Stoker hizo de Drácula una metáfora de la lucha entre la sociedad tradicional (encarnada en el conde) y la modernidad.

La primera edición de Drácula fue publicada por Archibald Constable and Company, contaba con una cubierta amarilla con gruesas letras rojas que imitaba el estilo de otras obras de la época como El retrato de Dorian Gray (1890). Semanas después de su publicación la editorial Hutchinson & Co. Sacó una segunda edición para las colonias británicas. En 1899 la novela de Stoker cruzó el charco y llegó a los Estados Unidos en forma de serial a través de los periódicos.

Drácula marcó el nacimiento de un género completo y definió las características modernas de los vampiros en el ideario común. Su historia cuenta con decenas de adaptaciones o productos basados directamente en el trabajo de Stoker.

 

1831 La liberal Mariana Pineda es ejecutada por garrote vil

El 26 de mayo de 1831, tras un juicio que sirvió únicamente como pantomima y haciendo oídos sordos a las reclamaciones que venían tanto del pueblo como de parte de las clases altas, la granadina Mariana Pineda vio cumplida su condena a muerte por garrote vil. Su delito: bordar una bandera con la proclama ‘Ley, Libertad, Igualdad’.

Perteneciente a una familia de clase alta, Mariana Pineda nació en 1804 y quedó huérfana siendo apenas un bebé por lo que su educación y cuidado recayeron sobre su tío José. Este, liberal y masón, introdujo a Mariana en la defensa de la Constitución de 1812 y la lucha contra el autoritarismo que la llevaría a unirse a la lucha contra Fernando VII ayudando a liberales prófugos o sirviendo como mensajera para los que se ocultaban en Granada y los que se habían exiliado a Gibraltar. En 1826 se descubrió su participación en un supuesto complot pero acabó siendo liberada. Dos años más tarde ayudó a su primo Fernández Álvarez de Sotomayor a escapar de la cárcel en la que estaba preso por haber apoyado el levantamiento de Rafael de Riego en 1820 y Mariana fue arrestada por haber cosido una bandera que sería parte de algún complot revolucionario.

Al no conseguir sacarle ningún tipo de información útil, Mariana Pineda fue encerrada en el convento de Santa María Egipciaca hasta 1831, cuando las autoridades simularon un juicio contra ella y la condenaron a morir por garrote vil. El caso de Mariana Pineda había generado bastante revuelo no solo en Granada y alrededores y, tras su muerte, la joven se convirtió en un símbolo de la lucha constitucionalista y una mártir para la causa. En 1927 el poeta y dramaturgo Federico García Lorca escribió una obra de teatro basada en su historia.

 

1896 Nicolás II es coronado como zar de Rusia

El 26 de mayo de 1896 Nicolás de la casa Romanov y su esposa Alejandra fueron coronados zar y zarina de Rusia en la catedral de la Asunción de Moscú. El padre de Nicolás, Alejandro III, había muerto en noviembre de 1894 y Nicolás había sido nombrado zar casi de inmediato pero la coronación oficial tuvo que esperar hasta que pasara un tiempo de duelo. La escena fue representada por el cuadro de Laurits Tuxen.

Fuertemente influido por la opinión de su esposa y sin contar con la confianza de la aristocracia rusa de la que sí había gozado su padre, Nicolás II fijó entre sus objetivos el mantenimiento del modelo absolutista y de los privilegios de las clases gobernantes sin tener la determinación o la fuerza necesaria para poder imponerlos. En 1905 estallaron las primeras protestas violentas y el zar tuvo que salvar su posición prometiendo ciertas reformas constitucionales que luego nunca llegarían. Su entrada en la Primera Guerra Mundial, conflicto que sangró Rusia y dejó a su población en la miseria más absoluta, y la decisión que tomó de dejar a su esposa (y a su consejero Rasputín) al mando del país mientras él comandaba al ejército, fueron la gota que colmó el vaso.

En febrero, un nuevo levantamiento popular obligó a Nicolás II a abdicar en la figura de su hermano Mijaíl pero la negativa de este llevó al país a la formación de un gobierno provisional encabezado por Aleksandr Kerenski que perdería el control del país en octubre, durante la revolución bolchevique. Nicolás II, último zar de Rusia, y su familia fueron arrestados por las fuerzas provisionales y fusilados en julio de 1918.

Daniel Delgado

Daniel Delgado

Periodista en construcción. Soy de los que puede mantener una conversación solo con frases de ‘Los Simpson’ y de los que recuerda sus viajes por lo que comió en ellos. Es raro no pillarme con un libro o un cómic en la mano. Valhalla or bust.