Grandes frases de Copérnico

El astrónomo polaco Nicolás Copérnico fue el primero que demostró que la Tierra gira alrededor del Sol (y no al revés).

El astrónomo polaco Nicolás Copérnico nació el 19 de febrero de 1473. Escogemos algunas de las mejores frases del autor de De revolutionibus orbium coelestium ('Sobre el movimiento de las esferas celestiales', en castellano). 

 

“Como sentado en un trono real, el Sol gobierna la familia de planetas que giran alrededor suyo”.

 

“Saber que sabemos lo que sabemos y saber que no sabemos lo que no sabemos, ese es el verdadero conocimiento”.

 

“No estoy tan enamorado de mis propias opiniones que ignore lo que los demás puedan pensar acerca de ellas”.

 

“En primer lugar, debemos saber que el universo es esférico”.

 

“El océano envuelve la Tierra y llena sus abismos más profundos”.

 

“El cielo de las estrellas fijas es lo más alto de cuanto es visible”.

 

“El movimiento de la Tierra sola basta para explicar tantas desigualdades aparentes en los cielos”.

 

“En medio de todo está el Sol. Pues, ¿quién en este bellísimo templo pondría esta lámpara en otro lugar mejor, desde el que se pudiera alumbrar todo?”.

“Entre las autoridades, generalmente se está de acuerdo en que la Tierra está en reposo en el medio del universo, y consideran que es inconcebible e incluso ridículo tener la opinión contraria. Sin embargo, si lo consideramos más de cerca, la cuestión se verá aún sin resolver, y tan decididamente que no debemos despreciarla. Para cada cambio aparente con respecto a la posición se debe al movimiento del objeto observado, o del observador, o incluso a un cambio desigual de ambos”.


“Soy consciente de que las ideas de un filósofo no están sujetas al juicio de las personas ordinarias, porque su esfuerzo es buscar la verdad en todas las cosas, en la medida en que la razón humana lo permita Dios”.

“Si por casualidad hay charlatanes que, aún siendo ignorantes de todas las matemáticas, presumiendo de un juicio sobre ellas por algún pasaje de las escrituras, malignamente distorsionado de su sentido, se atrevieran a rechazar y atacar esta estructuración mía, no hago en absoluto caso de ellos, hasta el punto de que condenare su juicio como temerario”.


“El desprecio a causa de la novedad y la no convencionalidad de mi opinión casi me indujo a abandonar por completo el trabajo que había emprendido”.

“La tierra junto con sus aguas circundantes debe, de hecho, tener una forma tal como la que revela su sombra, ya que eclipsa la luna con el arco de un círculo perfecto”.

“Las verdaderas leyes no pueden ser alcanzadas por el uso de la razón; y a partir de esas suposiciones, las mociones se pueden calcular correctamente, tanto para el futuro como para el pasado”.


“Conocer las obras poderosas de Dios, comprender su sabiduría, majestad y poder; para apreciar, en grado, el maravilloso funcionamiento de sus leyes, seguramente todo esto debe ser un modo de adoración agradable y aceptable para el Altísimo, para quien la ignorancia no puede ser más agradecida que el conocimiento”.


“Ahora recordaré que el movimiento de los cuerpos celestes es circular, ya que el movimiento apropiado para una esfera es la rotación en un círculo”.

“Trismegisto lo llama un "Dios visible"; Electra de Sófocles, "aquello que contempla todas las cosas". Y así el sol, como si descansara en un trono regio, gobierna la familia de estrellas que giran alrededor”.


“La naturaleza nunca hace nada superfluo, nada inútil, y sabe sacar múltiples efectos de una sola causa”.


“Porque cuando un barco flota tranquilamente, los marineros ven su movimiento reflejado en todo lo exterior, mientras que, por otro lado, suponen que están inmóviles, junto con todo a bordo. De la misma manera, el movimiento de la tierra puede indudablemente producir la impresión de que todo el universo está girando”.

 

También te puede interesar:
También te puede interesar:

Continúa leyendo