Marie Curie: 10 veces número uno

Inteligencia, rigor, voluntad, imaginación, pasión... fueron algunas de las cualidades de Marie Curie, la primera mujer en ganar el Premio Nobel.

Curie

Inteligencia, rigor, voluntad, imaginación, pasión... Estas y muchas otras fueron las cualidades que describirían a Marie Curie a lo largo de su vida. Plagada de dificultades y piedras en su camino, Marie Curie demostró una constancia y compromiso para con la ciencia que la llevarían a luchar durante toda su vida por el derecho a seguir su sueño.

Nacida en una familia polaca de clase media e hija de un profesor de física y una maestra que falleció cuando Maria Sklodowska (su nombre de nacimiento) tenía 11 años, destacó desde muy temprana edad como una alumna brillante y que sentía gran interés por el mundo de las ciencias. En la Polonia de la época las mujeres no podían asistir a la universidad, por lo que decidió trasladarse a París con 24 años para tener la oportunidad de desarrollar una carrera científica y malviviendo con los ahorros que había ganado trabajando como institutriz y la escasa ayuda que le daban su padre y su hermana.

En 1895, dos años después de acabar la carrera de Física en la Sorbona, se casaría con el que fue su compañero en lo personal y en lo profesional: Pierre Curie. Mostrando gran interés por los trabajos sobre radiación de Roentgen y Becquerel, Marie centró sus esfuerzos en medir las radiaciones de uranio en la pechblenda (uraninita) empleando para ello las técnicas piezoeléctricas inventadas por su marido. Esta investigación atrajo la atención de Pierre, que dejó sus estudios y se unió a su mujer para descubrir, en 1898, los elementos radiactivos polonio y radio.

A pesar de que ella había sido la principal responsable de la investigación, la sociedad de la época seguía rechazando la idea de que una mujer pudiese destacar en el mundo científico y Marie Curie quedó en un segundo plano hasta después de la muerte de su marido en 1906. Aun sin Pierre, Curie siguió dedicando su vida a la ciencia y obtuvo el reconocimiento que merecía. Muchos la conocen porque fue la primera mujer en ganar el Premio Nobel, pero hubo más cosas en las que fue pionera. Te las enumeramos a continuación:

1. La primera de su clase cuando terminó a los 15 años los estudios de bachillerato (1883). Le otorgaron una medalla de oro.

2. La primera mujer graduada en Física en la Universidad de la Sorbona. Aquel año (1893) solamente dos mujeres se graduaron en toda la Universidad de París. Marie fue, también, la primera de la clase.

3. La primera persona en utilizar el término radiactividad (1898).

4. La primera mujer en Europa que recibió el doctorado en Ciencias (1903).

5. La primera mujer en recibir un Premio Nobel de Física (1903). El galardón le fue otorgado, conjuntamente con su esposo Pierre y con Henri Becquerel, por el descubrimiento de la radiactividad.

6. La primera mujer que fue profesora y jefe de laboratorio en la Universidad de la Sorbona (1906).

7. La primera persona en tener dos Premios Nobel. El segundo sería de Química, en 1911, por haber preparado el radio e investigado sus compuestos.

8. La primera mujer que fue miembro de la Academia Francesa de Medicina (1922).

9. La primera madre Nobel con una hija Nobel. En 1935 su hija Irene obtuvo el galardón en Química.

10. La primera mujer en ser enterrada bajo la cúpula del Panteón por méritos propios (1995).

 

CONTINÚA LEYENDO