Polonia, 1939: Así comenzó la II Guerra Mundial

En este número de MUY HISTORIA analizamos detenidamente el plan europeo de Hitler, el ataque sorpresa, las contradicciones de los mandatarios europeos, las primeras vagas reacciones de las potencias mundiales y cómo comenzó a entrar en guerra todo el planeta.

El 1 de septiembre de 1939, el buque de guerra Schleswig- Holstein disparó contra la base militar de Westerplatte, en Danzig. Se iniciaba así la invasión alemana de Polonia y la Segunda Guerra Mundial. Sin embargo, todo se fraguó mucho antes. En los años treinta, con Adolf Hitler a la cabeza, el nacionalismo alemán alcanzó el poder y con él el sueño de devolver a Alemania la “dignidad” que había perdido con el Tratado de Versalles.

Ese sueño conllevaba dotar al pueblo alemán de un mayor Lebensraum (espacio vital), un derecho que merecía –a juicio de Hitler– por pertenecer a una raza superior. Recordemos que, entre otras cosas, el Tratado de Versalles supuso a Alemania el reconocimiento de la soberanía de Polonia, Bélgica, Checoslovaquia (hoy, República Checa y Eslovaquia) y Austria y ceder parte de sus territorios (alrededor de 71.000 km2). Para lograr ese sueño, en abril del 39 se comenzó a preparar la operación Fall Weiss para apoderarse de Polonia.

El dictador nazi pidió al ejército: “Aniquilad Polonia (...). Actuad con brutalidad”. Lo tenía bien orquestado. El 31 de agosto, las propias SS atentaron contra una radio alemana cercana a la frontera polaca: se creó así el pretexto perfecto para el ataque del día siguiente. En este número de MUY HISTORIA analizamos detenidamente el plan europeo de Hitler, el ataque sorpresa, las contradicciones de los mandatarios europeos, las primeras vagas reacciones de las potencias mundiales y cómo comenzó a entrar en guerra todo el planeta.

 

El número de septiembre de MUY HISTORIA ya está a la venta en tu quiosco.

También puedes comprarla a través de Zinio o de Kiosko y Más.

Y si deseas recibir cada mes la revista en tu buzón, entra en nuestro espacio de Suscripciones.

Continúa leyendo