La villa de Materno Cinegio en Carranque

La Villa de Materno Cinegio forma parte de un importante yacimiento arqueológico, el de Carranque, próximo al límite provincial entre Toledo y Madrid.

Ángel Morillo / S. M.
Restos de una basílica, en el yacimiento arqueológico de Carranque.

Tres son las construcciones reconocibles en el sitio: los restos de una basílica, un supuesto ninfeo y la Villa de Materno. Ésta ocupa 1.200 metros cuadrados y cuenta con numerosas habitaciones y salas decoradas con mosaicos de excelente factura, como el del Océano.

Tal complejo forma parte de la denominada pars urbana, esto es, la parte construida y dedicada a la vivienda, alrededor de la cual se encontraban las bodegas, almacenes y cuadras.

Se accedía al pórtico de la villa por dos torreones laterales; sus salas principales eran el triclinium (comedor), el oecus (sala de recepciones) y el cubículum de Materno, todas pavimentadas con bellos mosaicos.

Entre éstos, destaca el que representa, en el oecus, una escena de caza protagonizada por Adonis y un jabalí, además de por Venus, que muestra a Marte el combate. De todas formas, el mosaico de la fuente de Océano es el que concita más admiraciones.

Pero ¿quién fue Materno Cinegio? Libanio habla del prefecto Cinegio, inductor de la política de represión y destructor de los templos paganos durante el gobierno del emperador hispánico Teodosio. El citado autor sostiene que su fanatismo procedía de la influencia de su esposa, Acantia, cristiana devota. Materno Cinegio ocupó el cargo de prefecto de Oriente entre el 384 y el 388, año en que murió.

Etiquetas: Historia

COMENTARIOS