La estirpe de Julio César

Al líder militar y político romano Cayo Julio César le gustaba presumir de sus ancestros.

Julio César

La gens Julia a la que pertenecía el conquistador romano se remontaba, según la tradición, nada menos que a Eneas y a la propia diosa Venus.

En un plano más histórico, su familia, aunque de la aristocracia más antigua, no era rica, en comparación con otras familias de la nobleza, pero sí influyente en prestigio y en categoría.

Conocemos sus ascendientes paternos desde la Primera Guerra Púnica, en la que combatió Lucio Julio César. Según el naturalista Plinio, su bisabuelo, que fue pretor en 166 a.C., y su padre Cayo Julio César, que también alcanzó el rango de pretor, murieron de la misma forma, al calzarse por la mañana en lo que parecen haber sido sendos ataques de apoplejía. El joven Julio César tenía entonces dieciséis años.

Su madre, Aurelia, de la familia plebeya pero influyente de los Cota, fue un modelo de educación que compaginaba los estudios y las distracciones con la virtud y el pudor.

Gran importancia en la vida del futuro dictador llegó a tener su tío materno, Aurelio Cota, cuya mediación habría de salvarle de la persecución de Sila, primero, y acercarle al círculo de confianza de Craso, el hombre más rico de Roma, después.

La situación de la familia de Julio César había mejorado, no obstante, ya antes de su nacimiento, con el matrimonio de su tía Julia con Cayo Mario, político reformista, prestigioso militar, cónsul en siete ocasiones y hombre de gran fortuna.

Etiquetas: Anécdotas de la Historia, Romanos

COMENTARIOS