¿Era Colón pelirrojo?

El misterio que rodea la figura de Cristóbal Colón incluye también su aspecto físico. Misterio que sus retratos no contribuyen demasiado a despejar.

Retrato de Colón según Sebastiano del Piombo
Ver galería Indios norteamericanos, una cultura inspiradora

No se conserva ningún retrato fidedigno de Colón. Y eso que hay unos cuantos. Pero todos dispares entre sí, como si el Almirante hubiera posado para ellos con rostros tan distintos, que ni siquiera poseen apenas rasgos comunes. Parecen deberse más a la imaginación de sus autores que a la realidad, al menos varios de ellos; otros surgen de una visión más o menos idealizada basada en las descripciones de sus coetáneos.

Es el caso de los más antiguos, debidos a Lorenzo Lotto (1512) y Sebastiano del Piombo (1519). También hay una supuesta imagen del descubridor en la tabla de Alejo Fernández La Virgen de los Navegantes, conservada en el Archivo de Indias y fechada entre 1531 y 1536. Entre todos estos retratos, hay dos que –según Ernest Vallhonrat i Llurba, autor de Colón, súbdito de la Corona de Aragón– se parecen bastante más a lo descrito por sus contemporáneos.

En uno de ellos, polémicamente atribuido a Berruguete, aparece con un bonete negro –rematado con una joya en forma de escudo– y un rico traje (motivo por el que algunos expertos dicen que es un noble italiano y no Colón). El otro, de autor incierto, es del siglo XVI

¿Alto y rubio como la cerveza?

Los rasgos de ambos recuerdan a los de la descripción de Bartolomé de las Casas en Historia de las Indias: "Lo que pertenecía a su exterior persona y corporal disposición, fue de alto cuerpo más que mediano, el rostro luengo y autorizado, la barba y los cabellos, cuando era mozo, rubios, puesto que muy presto con los trabajos se le tornaron canos". El cronista Gonzalo Fernández de Oviedo (1478-1557) coincide con el fraile y es todavía más concreto, describiéndolo como "albo y robusto, pecoso y de cabello muy bermejo"; probablemente más pelirrojo que rubio. En cualquier caso, debió de ser de piel pálida, ya que todos coinciden en que se sonrojaba con facilidad.

COMENTARIOS