The Rolling Stones, el comienzo de una carrera imparable

La banda británica de rock se fundó en abril de 1962. Tres meses después, el 12 de julio de 1962, The Rolling Stones dio su primer concierto en el Marquee Jazz Club de Londres.

The Rolling Stone
Ver vídeo El Club (maldito) de los 27

Brian Jones, Mick Jagger, Keith Richards, Ian Stewart, Tony Chapman y Dick Taylor formaban la legendaria banda británica de rock en aquel primer acto público del 12 de julio de 1962. Después de esta primera presentación se embarcaron en una gira por distintos bares londinenses, sin la compañía de Chapman y Taylor, quienes decidieron salir de la agrupación definitivamente.

Ninguno de los miembros de la mítica banda podían imaginar que iban a convertirse en una referencia para generaciones de músicos y vender más de 200 millones de discos con temas tan legendarios como Satisfaction, Start Me Up, Paint It Black o Honky Tonk Woman.

En el 165 de Oxford Street, gran arteria comercial londinense, –donde se situaba el club de sus inicios, hoy día reemplazado por un banco–, los míticos Rolling Stone revolucionaron la historia del rock and roll hace más de 50 años.  En 2012, los actuales cuatro integrantes del grupo: el vocalista Mick Jagger; el guitarrista Keith Richards; el bajista Ronnie Wood y el batería Charlie Watts, celebraron el 50 aniversario de The Rolling Stones.

El grupo, que alcanzó su apogeo a finales de los 60 y principios de los 70 con los álbumes Beggars´Banquet, Sticky Fingers y Exile on Main Street, ha superado crisis, excesos y remodelaciones.

Los días de vino y rosas habían tocado a su fin en 1981, año de publicación de su álbum Tattoo You, su último 'top' en las listas de éxitos. A partir de ese disco, que vendió cuatro millones de copias y recibió elogios de la crítica, se abrió un vacío artístico en el grupo hasta dejarlo al borde de la separación. Sus cabezas pensantes, Jagger y Richards, no se soportaban tras veinte años de talentosa y, por rachas, tóxica convivencia. Tampoco les ayudó la coyuntura del momento, impregnada del auge de la música disco que estaba muy lejos del rhythm and blues que les había hecho legendarios.
 
Pero cuando todo parecía que se iba al garete, se reinventaron. Jagger y Richards aparcaron sus diferencias y, a finales de los ochenta, se proyectaron como una súper banda de directos. Lo prioritario no era sacar un buen disco. La publicación de un álbum se convirtió en la excusa para embarcarse en interminables y exitosas campañas de conciertos por todo el mundo.
 
Así lo hicieron en 1989 tras la salida a la luz de su trabajo 'Steel Wheels', momento que aprovecharon para anunciar gira mundial, la primera en siete años. La llamaron 'U.S. Steel Wheels Tour' y, al cruzar el charco a Europa, la rebautizaron como 'Urban Jungle Tour'. En esta gira, el público quedó rendido a sus pies. La crítica les vio en estado de gracia. Y la caja registradora les confirmó que iban por el buen camino. Sus ganancias ascendieron a 260 millones en dólares.
En su última gran gira, A Bigger Band Tour, cerrada el 26 de agosto de 2007, doblaron los ingresos y engrosaron la lista 'guinness' de los récords con la campaña de conciertos más lucrativa de la historia. Desde entonces, no se han vuelto a juntar.

Cumplido su 50 aniversario, sus miembros alimentan los rumores sobre su regreso

Etiquetas: Arte, Gran Bretaña, música

COMENTARIOS