5 curiosidades sobre Mata Hari

Margaretha Geertruida Zelle, la legendaria Mata Hari, nació hace 140 años, el 7 de agosto de 1876.

Mata Hari
Ver preguntas y respuestas ¿Estaban locos de verdad estos personajes históricos?

1. Holandesa de nacimiento, vivió en Java en su juventud: allí había sido destinado su marido, un militar más de veinte años mayor que ella. Y de allí se trajo, a su vuelta a Europa, los bailes exóticos que la hicieron famosa y su mítico seudónimo: matahari significa, en malayo, ojo del día o Sol.

2. La acusación de espionaje para Alemania por la que fue juzgada y ejecutada en Francia en 1917, en plena I Guerra Mundial, se basó en indicios no concluyentes y tan débiles que una asociación de su ciudad natal, Leeuwarden, solicitó póstumamente -sin éxito- la revisión del caso al gobierno francés. Ella misma lo negó con una célebre frase: "Una ramera, sí, pero una traidora, ¡jamás!".

3. Como solía hacerse con los ajusticiados en aquella época, su cuerpo no fue enterrado, sino que se empleó para que aprendiesen anatomía los estudiantes de Medicina de la Universidad de la Sorbona (París). En cambio, su cabeza fue embalsamada y estuvo en el Museo de Criminales de Francia hasta 1958: ese año fue robada, tal vez por un admirador, y nunca más se supo de ella.

4. Aunque obtuvo su fama como bailarina oriental y cortesana, y ha pasado a la Historia como espía, su verdadera vocación era ser actriz. No lo logró, pero en fecha tan temprana como 1920, sólo tres años después de su muerte, sus fascinantes peripecias ya fueron llevadas al cine con la germano-danesa Asta Nielsen en el papel. Aunque la Mata Hari fílmica por antonomasia fue la gran Greta Garbo en la película del mismo nombre de 1931.

5. Su obsesión por los uniformes y los militares desde la adolescencia, de la que hablan todas sus biografías, sería hoy calificada sin duda como fetichismo por los psicólogos. "Amo a los militares. Prefiero ser la amante de un oficial pobre que de un banquero rico", dijo. Tal vez por ello se casó con el capitán Rudolf McLeod en 1895. Y, durante su famoso juicio, fue acusada de haberse acostado "con la milicia de media Europa".

Etiquetas: Actores y actrices, Anécdotas de la Historia, Curiosidades, Espionaje, I Guerra Mundial, Personajes famosos

COMENTARIOS